Lunes, 05 Febrero 2018 14:16

Desalojaron carribares y puestos ambulantes

Escrito por
Valora este artículo
(0 votos)
Uno de los carribares que fueron inhabilitados y desalojados por parte de la Municipalidad de la zona de Costanera Baja. Uno de los carribares que fueron inhabilitados y desalojados por parte de la Municipalidad de la zona de Costanera Baja. PRENSA MUNICIPAL

OPERATIVOS. Fue por  un control que llevó adelante la Municipalidad de Paraná, mediante la Dirección de Habilitaciones, en donde se levantaron cuatro carribares y seis puestos con gazebos, los cuales no contaban con habilitaciones por parte de la comuna, y mucho menos controles bromatológicos. Ampliarán las inspecciones en estas semanas.

 

La Municipalidad de Paraná trabaja en vistas a recuperar definitivamente el espacio público, y esa sin dudas es la noticia a celebrar. Si bien es una tarea ardua, es una pelea que la comuna no quiere perder. Luego de lo que fuera en su momento la limpieza de un sector de la costanera baja, donde estaban instalados sin permiso y habilitaciones carribares, el municipio reactivo estas tareas, tratando de buscar orden.

Y en este sentido es que la Dirección de Habilitaciones dependiente de la Fiscalía Municipal, comenzó con un operativo de desalojo de puestos de venta de alimentos en la Costanera Baja. Durante la noche del pasado jueves 1 de febrero, se procedió al desalojo de cuatro carribares y seis puestos con gazebos. Cabe destacar que los controles no cesaron en ese entonces, prosiguieron en este pasado fin de semana y continuarán en las noches venideras y se prolongarán durante las próximas semanas en distintos puntos de la ciudad, como Parque Urquiza y Plaza de las Mujeres Entrerrianas.

Cabe recordar que en este fin de semana que se avecina habrá mucha actividad comercial, turística y movimientos, por lo que no se descarta la posibilidad de aumentar e incrementar los mismos.

En cuanto a lo realizado, el operativo se llevó adelante junto a personal de Tránsito municipal y colaboración de la Policía de Entre Ríos. El titular de la Dirección de Habilitaciones, Orlando Gómez, destacó que “con el objetivo de liberar el espacio público, se procedió al desalojo de cuatro carribares y seis gazebos que se dedicaban a la venta de comidas rápidas sobre avenida Laurencena y en inmediaciones a la rotonda del Puerto Nuevo”.

Asimismo, Gómez añadió que durante este pasado fin de semana, que se celebraron los Corsos Paranaenses en el Puerto Nuevo, en las inmediaciones no se podían instalar ningún tipo de venta ambulante.

Estos puestos se encuentran instalados de manera ilegal y sin contar con algún tipo de control de bromatología, lo que puede significar perjudicial para la salud de las personas que consumen sus productos.

Desde la Comuna, se brega para evitar este tipo de problemas y desde hace unos meses se encara la ardua tarea de erradicar estos locales fuera de regla.

 

DESDE FISCALÍA. Por su parte, el fiscal municipal, Francisco Avero, precisó que “ninguno de los puestos desalojados en la noche de ayer (por el jueves) contaba con controles bromatológicos y mucho menos con autorización municipal”.

En todos los casos constatados este jueves, los propietarios se retiraron de forma voluntaria ante la intervención del Municipio. Asimismo, remarcó que estos operativos se harán continuamente en los distintos puntos de la ciudad donde se constató la instalación de este tipo de ventas.

Asimismo, Avero destacó que ya se trabaja en la elaboración de los pliegos licitatorios para adjudicar concesiones para la correcta instalación de carribares en la Costanera. “Van a ser en total 8 puestos divididos en cuatro zonas. Las instalaciones van a contar con todas las medidas adecuadas, con similares características edilicias, baños y demás comodidades para brindar un buen servicio”.

 

EN EL PASADO. Vale recordar y mencionar, que durante el mes de noviembre de 2017, en un operativo conjunto entre diferentes áreas de la Municipalidad de Paraná y la Departamental Paraná de la Policía de Entre Ríos, se retiraron los carribares que estaban instalados de manera ilegal en la Costanera baja de la ciudad. Por este motivo la actual gestión consideró que muchos estaban incumpliendo disposiciones legales comunales.

El accionar a través de maquinaria pesada incluyó el retiro de las estructuras donde funcionaban los carribares de acuerdo a la orden impartida por la Fiscalía Municipal, a cargo de Francisco Avero, y el Juzgado de Faltas de la jueza Silvina García, la Dirección de Habilitaciones y la Dirección de Escribanía. También intervino la Secretaría de Servicios Públicos, encargada del tránsito y circulación en espacios públicos.

Visto 6 veces
ABZ

Deja un comentario

Asegúrese de introducir toda la información requerida, indicada por un asterisco (*). No se permite código HTML.